Las hormonas son sustancias químicas producidas principalmente por las glándulas endocrinas para controlar las principales funciones corporales, que regulan esencialmente el crecimiento y el desarrollo. Una vez creadas, las hormonas viajan a través del torrente sanguíneo para unirse a los receptores celulares específicos y afectar las funciones de varios órganos en todo el cuerpo.

De todas las hormonas reproductivas, el estrógeno es, para muchos, una parte importante de lo que significa ser una mujer. A medida que las mujeres pasan por su vida reproductiva, es imperativo que tengan una sólida comprensión de lo que es el estrógeno y su papel en el cuerpo femenino.

Las siguientes secciones describen el propósito de los estrógenos en el cuerpo femenino, desde su definición hasta las opciones de tratamiento para los síntomas de desequilibrio.

Estrógeno

¿Qué es el estrógeno?

El estrógeno es el término para cualquier grupo de hormonas químicamente similares que promuevan el desarrollo y el mantenimiento de las características femeninas del cuerpo.

Tipos de estrógenos

Aunque todas las hormonas naturales de estrógeno se denominan simplemente "estrógenos", existen tres hormonas diferentes que forman el compuesto esteroidal del estrógeno: estrona, estradiol y estriol.

Los estrógenos producidos sintéticamente o los que provienen de las plantas tienen tanto impacto en la salud como los estrógenos esteroidales endógenos.

Producción de estrógeno

Glándulas que producen estrógenos

Es cierto que la mayoría del estrógeno - estradiol - se produce en los ovarios. Sin embargo, la cantidad y el tipo de hormona de estrógeno producida depende en gran medida de la etapa reproductiva en la que se encuentra una mujer.

Además de los ovarios, el estrógeno en las mujeres se produce en un surtido de glándulas, como el tejido adiposo y las glándulas suprarrenales, así como en la placenta durante el embarazo.

Receptores de estrógenos

Después de ser transportados por todo el cuerpo a varios receptores, los estrógenos encuentran una célula objetivo para penetrar y entrar para influir directamente en el comportamiento de la célula, lo que afecta de manera positiva o negativa la salud de la mujer.

La función del estrógeno

El estrógeno natural es esencial para el bienestar físico y psicológico de una mujer y afecta todo, desde el aspecto hasta la capacidad reproductiva.

Los roles del estrógeno

Sin embargo, aparte de sus principales funciones reproductivas, el estrógeno lleva a cabo una serie de otras tareas que incluyen:

  • Proteger el corazón
  • Preservar la densidad ósea
  • Mantener los niveles de ánimo
  • Preservar la tensión de la piel
  • Y otras funciones importantes

Los efectos del estrógeno

Además, el estrógeno afecta una variedad de órganos y sistemas corporales, incluido el tracto urinario; cabello; membranas mucosas; tracto reproductivo; corazón y vasos sanguíneos; cerebro; músculos pélvicos; senos; y huesos

Fluctuaciones del estrógeno a través de la vida

Desde la menarquía hasta la postmenopausia, las hormonas estrogénicas desempeñan un papel fundamental en los medios de subsistencia de las mujeres.

Estrógeno y embarazo

El estrógeno es una de las hormonas más importantes y necesarias para que la concepción sea posible. Principalmente, la hormona crece y madura el revestimiento uterino en preparación para nutrir un embrión. Después de la concepción, el estrógeno natural continúa causando cambios hasta después del nacimiento.

Estrógeno y menopausia

Los cambios físicos de la perimenopausia están arraigados en las fluctuaciones hormonales, específicamente variaciones en el nivel de estrógeno circulante. La cantidad y calidad de folículos disminuye una vez que una mujer llega a los 40 años, causando menos ovulaciones y, en consecuencia, niveles más bajos de progesterona para contrarrestar los efectos del estrógeno.

Estrógeno y postmenopausia

La postmenopausia es el tiempo después de que se ha declarado la menopausia. A partir de esta fecha, las mujeres no ovulan ni menstrúan porque los ovarios detienen las funciones reproductivas. Los niveles de estrógenos en la sangre disminuyen drásticamente a medida que cambian los sitios de producción de la hormona, causando síntomas graves si no se manejan adecuadamente.

Los niveles de estrógeno

Debido a la gran participación de los estrógenos naturales en la salud de casi todos los sistemas del cuerpo, es fundamental para las mujeres mantener los niveles normales de estrógeno.

Durante la edad adulta, los niveles normales de estrógeno oscilarán entre 30 y 400 pg / mL, depende de cada caso. El aumento y la disminución constantes de los niveles de estrógenos se producen mensualmente en el ciclo menstrual. Además, durante los momentos clave en la vida reproductiva de una mujer, la hormona se adapta a roles más específicos.

Bajos niveles de estrógeno

La mayoría de las mujeres experimentarán caídas anormales de estrógeno natural en algún momento de su vida reproductiva, y estas caídas pueden ser causadas por una variedad de factores. Los bajos niveles de estrógeno en las mujeres pueden ser causados por incidencias naturales, factores de estilo de vida, causas inducidas y otras afecciones.

Signos y síntomas de los baja de estrógenos

Del mismo modo, algunas mujeres pueden no reconocer automáticamente que la causa subyacente de sus síntomas son los bajos niveles de estrógeno, ya que los síntomas pueden ser variados y sutiles. Los síntomas y signos de los bajos niveles de estrógeno afectan no solo al sistema reproductivo, sino también a otros sistemas corporales y órganos.

Altos niveles de estrógeno

Del mismo modo que los niveles de hormonas de estrógeno pueden caer por debajo de lo normal, también ocurre lo contrario, en el cual los niveles de estrógeno se elevan por encima del rango normal. Tener demasiado estrógeno puede deberse a períodos de importancia reproductiva, como el embarazo, así como a factores relacionados con el estilo de vida, como la mala alimentación y el estrés. También pueden ser causados por tratamientos, medicamentos, exposiciones ambientales y otras afecciones.

Signos y síntomas de los altos niveles de estrógeno

Los períodos irregulares, el aumento de peso, los antojos de comida y la irritabilidad son solo algunos de los muchos síntomas de los altos niveles de estrógeno que pueden desarrollarse. Estos síntomas eventualmente evolucionan hacia condiciones de salud más serias si no se manejan adecuadamente.

Deficiencia de estrógenos

La deficiencia de estrógeno o hipoestrogenismo, es una falta constante o niveles disminuidos de estrógeno que tienen efectos adversos en el cuerpo femenino. Es distinto que los bajos niveles de estrógeno temporales, que pueden ocurrir cuando los niveles de estrógeno están periódicamente por debajo de lo normal.

Un estado permanente de bajos niveles de estrógeno, fuera de la fluctuación regular de la hormona, se produce a partir de ciertos factores genéticos, así como de someterse a cirugías de salud reproductiva o tomar algunos medicamentos. Existen varios factores de riesgo que hacen que las mujeres sean más susceptibles a este desequilibrio hormonal también.

Estrógeno dominante

Por el contrario, existe el desequilibrio hormonal conocido como estrógenos dominantes que no se define únicamente como niveles altos de hormonas de estrógeno. Ocurre cuando una mujer tiene niveles de estrógeno normales o excesivos, pero con poca o ninguna progesterona para equilibrar sus efectos.

Debido a que el sistema endocrino es muy sensible y se ve afectado por una variedad de factores, identificar la causa es fundamental para mejorar la salud hormonal. Al igual que la deficiencia de estrógenos, el problema de estrógenos dominantes también puede ser causado por una serie de condiciones de salud, uso de ciertos medicamentos y más.

Pruebas de estrógeno

En general, las pruebas de estrógeno se utilizan para ayudar a investigar las anomalías menstruales, como la amenorrea, la ausencia de menstruación y la menorragia, el sangrado menstrual excesivo.

Pruebas comunes de estrógenos

Un análisis de sangre mide los niveles de estradiol, estriol y estrona que se encuentran en el suero sanguíneo o en el contenido de plasma sanguíneo. A menudo se considera la más convencional de las pruebas.
Otra prueba de estrógeno común es la prueba de orina, que se usa con mayor frecuencia para medir el nivel de estriol en mujeres embarazadas.

Pruebas avanzadas de estrógeno

Una de las pruebas de estrógeno más avanzadas incluye la prueba de saliva. Muchos investigadores sostienen que esta prueba es la más precisa porque mide las hormonas biodisponibles entregadas a los receptores celulares. Esto puede ser importante cuando se monitorea la efectividad de la terapia hormonal.

Disminuir los niveles de estrógeno

Los cambios en el estilo de vida con respecto a la dieta, así como a los hábitos de ejercicio y saludables son fundamentales para disminuir indirectamente los niveles de estrógeno. Además, los tratamientos alternativos, como los suplementos herbales fitoestrógenos, las vitaminas y los suplementos de hierbas que regulan las hormonas, y las opciones farmacéuticas ayudan a reducir los niveles de estrógeno directamente.

Bloqueadores de estrógenos

Un bloqueador de estrógenos es cualquier sustancia que evita que las células produzcan o usen estrógenos en casos de dominancia de estrógenos. Los bloqueadores de estrógenos naturales, como ciertos alimentos y hierbas, se han usado durante siglos para reducir los niveles de estrógeno e incluyen inhibidores de la aromatasa, que funcionan bloqueando la actividad de la enzima aromatasa.

Los bloqueadores de estrógenos farmacéuticos son una invención relativamente reciente. No solo funcionan como inhibidores de la aromatasa, sino también como moduladores selectivos del receptor de estrógeno (SERM), que se unen a los receptores de estrógeno y evitan que el estrógeno natural se una.

Aumentar los niveles de estrógeno

Una vez que se diagnostica un desequilibrio hormonal, hay métodos que las mujeres pueden usar para aumentar los niveles naturales de estrógeno. Los cambios en el estilo de vida que indirectamente aumentan los niveles de estrógeno incluyen una dieta que incluya vegetales que contengan alto contenido de estrógenos naturales, ejercicio moderado y hábitos saludables.Además, el consumo de fitoestrógenos, la medicina alternativa y varias opciones farmacéuticas pueden aumentar directamente los niveles de estrógeno.

Medicamentos y productos estrogénicos

Los enfoques alternativos ofrecen poco o ningún riesgo y tratan el desequilibrio hormonal directamente en su origen. Incluyen suplementos fitoestrogénicos, como el cohosh negro y el clavo trébol rojo, así como suplementos reguladores de hormonas que nutren de forma natural las glándulas endocrinas, como Macafem.En los casos que los síntomas del desequilibrio hormonal sean severos, es posible que sea necesario un tratamiento más complejo, como la terapia de remplazo hormonal (TRH), con los riesgos que esta con lleva.

Alimentos y suplementos de estrógeno

Las fuentes naturales de estrógeno se derivan de cientos de plantas. Cuando se consumen en grandes cantidades, los fitoestrógenos ayudan a equilibrar los niveles hormonales.

Bibliografía

  • Asociación Americana de Química Clínica. (2014). Estrógenos. Obtenido el 20 de junio de 2018 en https://labtestsonline.org/understanding/analytes/estrogen/tab/test/
  • Balunas, M.J. et al. (2008) Productos Naturales como Inhibidores de la Aromatasa. Agentes Anti-Cáncer en Medicinal Chemistry, 8 (6), 646-682. Obtenido el 20 de junio de 2018, de https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC3074486/
  • Conrad, C. (2005). Una guía para mujeres sobre hormonas naturales. Nueva York: Penguin Group. Disponible desde Google Books.Red Nacional de Salud de la Mujer. (Dakota del Norte.). Hierbas y fitoestrógenos. Recuperado el 12 de julio de 2017, de https://www.nwhn.org/herbs-and-phytoestrogens/
  • Centro Nacional de Recursos para la Salud de la Mujer, Inc. (2017). Estrógeno. Consultado el 20 de junio de 2018, en http://www.healthywomen.org/condition/estrogen
  •  Instituto Nacional de Salud. (2017). Terapia de reemplazamiento de hormonas. Consultado el 20 de julio de 2017, en https://medlineplus.gov/hormonereplacementtherapy.html
  • La Sociedad Norteamericana de Menopausia. (2010). Cambios en los niveles de hormonas. Consultado el 20 de junio de 2018, de https://www.menopause.org/for-women/sexual-health-menopause-online/changes-at-midlife/changes-in-hormone-levels
  • Universidad de Tulane. (2014). Fitoestrógenos. Recuperado el 19 de julio de 2017, de http://e.hormone.tulane.edu/learning/phytoestrogens.html
  • Centro médico de la Universidad de Rochester. (2017). Efectos del estrógeno en el cuerpo femenino | Enciclopedia de salud: estradiol (sangre). Obtenido el 20 de junio de 2018 desde https://www.urmc.rochester.edu/encyclopedia/content.aspx?ContentTypeID=85&ContentID=P00559 | https://www.urmc.rochester.edu/encyclopedia/content.aspx?contenttypeid=167&contentid=estradiol
  • Women in Balance Institute: Universidad Nacional de Medicina Natural. (Dakota del Norte.). Hormonas 101 | Pruebas hormonales y recursos de diagnóstico. Consultado el 20 de junio de 2018, en http://womeninbalance.org/about-hormone-imbalance/hormones-101/ | https://womeninbalance.org/physician-resources/hormone-testing-diagnostic-resources/